martes, 25 de enero de 2011

Vinos para bodas


En el menú de cualquier boda, los vinos tienen un papel primordial, por lo que será muy importante su selección para un adecuado maridaje con los distintos platos.

Vinos aperitivos. En el aperitivo, además de cerveza y refrescos, se suele ofrecer copas de vino, tanto blanco como tinto o incluso rosado, para que así los invitados puedan elegir según sus preferencias. Una alternativa más es una copa de vino generoso como el fino, ya que va fenomenal con un buen jamón o con marisco.

Vinos primer plato. El primer plato suele ser pescado o marisco, por lo que se optará por vino blanco. Si se trata de pescado, podemos dar un vino blanco de Rueda (Ver Cuatro Rayas, José Pariente Verdejo), Penedés (Ver Viña Esmeralda) o Alella (Ver Marqués de Alella); si se fuese marisco, puede ir muy bien un albariño de la D.O. Rías Baixas (Ver Mar de Frades, Martín Códax).

Vinos segundo plato. El segundo plato será carne, ya sea carne roja, blanca o caza, que casará muy bien con un tinto crianza o reserva, por ejemplo, de Rioja (Ver Muga Crianza, Ramón Bilbao Crianza 2007), Ribera del Duero (Ver Protos Crianza, Pesquera Reserva 2005) o Priorato (Ver Les Terrasses).

Vinos para postres. Para acompañar el postre se puede pasar directamente a la copa de cava (Ver Cava Juvé y Camps Reserva de la Familia) o champagne (Ver Champagne Mumm Cordon Rouge), o antes de ésta, se puede introducir una de vino dulce, como por ejemplo, un moscatel (Ver Moscatel Ochoa) un monastrell dulce de Jumilla (Ver Silvano García Dulce Monastrell). En la boda de los Príncipes de Asturias se escogió Casta Diva Cosecha Miel para maridar con la tarta nupcial de Paco Torreblanca.

Más información relacionada con Vinos para bodas:

- Vinos para pescados
- Vinos para carnes
- Vinos para mariscos
- Vinos para postres
- Vinos comida de Año Nuevo
- Vinos cena de Nochevieja
- Vinos comida de Navidad
- Vinos cena de Nochebuena
- Tus maridajes en Mis Vinos

No hay comentarios:

Publicar un comentario