miércoles, 8 de diciembre de 2010

Vinos comida de Navidad


La comida de Navidad, en tiempo habitualmente frío, puede comenzar entonada por una sopa de cebolla, puerro u otro vegetal, cuya textura, sabor y color combina muy bien con un blanco sin crianza de La Mancha, Penedés, Rías Baixas, Rueda o Somontano (Ver: Martín Códax, Protos Verdejo, Viñas del Vero Chardonnay). Dicho vino continúa siendo sumamente indicado para el plato siguiente de dorada, lubina , merluza (Ver recetas de merluza), pescadilla o salmonete. De menos a más, el crianza o reserva tinto de Rioja, Ribera del Duero, Bierzo, Jumilla, La Mancha, Penedés, Priorato, Somontano, Toro u otra denominación española (Ver: Torre Muga, Pesquera, Mauro, El Vínculo Crianza), marida a la perfección con el plato de carne que centra y culmina la comida; entre otras muchas variantes y posibilidades, puede consistir en capón (Ver recetas de capón), pavo u otra gallinácea similar rellena al horno, gallina de Guinea con foie-gras, filetes de cerdo, ciervo, corzo o ternera, redondo de esta carne guisado o asado, solomillo a la pimienta, etc

El postre dulce admite infinidad de posibilidades, tartas en sus múltiples variantes, postres de hojaldre, y admite a la perfección y agradece el acompañamiento de un fondillón alicantino (Ver Fondillón Salvador Poveda Gran Reserva 1980), moscatel de esta misma denominación, un oloroso dulce o Pedro Ximénez andaluz (Ver: Pedro Ximénez 1730, La Cilla Pedro Ximénez, Pedro Ximenez V.O.R.S. mas de 30 años - URIUM), entre otros. Este vino dulce o generoso animará la sobremesa de turrones, chocolates o dátiles arrugados.

Más información relacionada con Vinos comida de Navidad:

- Vinos comida de Año Nuevo
- Vinos cena de Nochevieja
- Vinos cena de Nochebuena
- Vinos para pescados
- Vinos para carnes
- Vinos para mariscos
- Tus maridajes en Mis Vinos

No hay comentarios:

Publicar un comentario